✔ Test para identificar el trastorno esquizoide de personalidad
trastorno esquizoide de la personalidad

Cómo identificar si tengo un trastorno esquizoide de la personalidad (test breve)

Mientras que otros trastornos de personalidad son más conocidos o tienen una mayor visibilidad, el trastorno esquizoide de la personalidad no es un trastorno conocido por muchas personas. Lo cual, ya da que pensar.

Un caso real

Me esperaban a la salida del colegio. Siempre me amenazaban con que me iban a dar una paliza, pero nunca lo hicieron hasta ese día. Me empujaron contra un coche y me dieron una patada en la espalda. Venía un profesor así que tuvieron que parar, pero hubiese preferido que acabasen que el miedo a que volviesen. Me fui temblando sólo a casa.

Cuando llegué a casa me metí en la habitación para que mis padres no notasen que había pasado. nada. No dije nada por vergüenza supongo, no quería preocupar.

¿Cuál es el significado de esquizoide?

Los trastornos de personalidad en psicología vienen a significar una desviación del rasgo normal. Dicho de otro modo y de forma más sencilla, cuando posees una puntuación elevada para un determinado rasgo, es cuando hablamos de trastorno de la personalidad.

De manera qué, el significado adquiere valor cuanto puntuamos muy alto en una serie de características propias de la dicha personalidad.

Diferencia entre rasgos y trastorno

El rasgo esquizoide es uno de esos 9 rasgos vigentes descritos por el autor Thedore Millon. Las causas se deben a una interacción entre nuestra genética y como el medio ambiente nos va moldeando.

Sin embargo, para certificar el diagnóstico de trastorno de la personalidad, hará falta cumplir una serie de requisitos establecidos por el DSM.

Personalidad esquizoide y apego

Siempre que hablamos de formación de la personalidad resulta ncesario hablar de apego.

El apego es el tipo vínculo que establecemos con nuestros cuidadores principales, generalmente nuestro padre y nuestra madre, aunque pueden ser también otros los referentes.

El tipo de apego característico de este tipo de personalidad es el evitativo. Según los estudios de Bowlby y Ainsworth, un niño con apego evitativo es aquel que aprende a desconectarse en cierto grado de su angustia y ansiedad (emociones).

Esto no quiere decir que no las sienta, sino que más bien no las exterioriza. Lo que ocurre en su interior es un ejercicio de supresión e inhibición.

Además, el niño o niña con apego evitativo “decide” que sus cuidadores no son fuentes seguras de comprensión, calma, apoyo, étc. Por eso aprende a distanciarse e independizarse emocionalmente.

En los casos más graves pueden aparecer síntomas de disociación, como la despersonalización.

Repliegue sobre uno mismo

De esta manera, la personalidad se construye replegándose sobre sí misma.

La persona asume que no puede contar con los demás para sentir satisfacción o pedir lo que necesita. Razón por la que renuncia al vínculo, al menos parcialmente.

Pero no sólo renuncia al vínculo, también renuncia a poder disfrutar y ser uno mismo en compañía. La soledad se vuelve el único escenario para sentirse libre.

¿Y el trastorno esquizotípico de la personalidad?

El trastorno esquizotípico de la personalidad es otro trastorno de la personalidad diferente al protagonista de este artículo. Aunque pueden guardar algunos puntos en común respecto a la dificultad para dejar entrar y el miedo a las personas, la personalidad esquizotípica conserva una mayor orientación social y afectiva.

Sin embargo, su forma de vincularse tampoco es sana. Algunos autores consideran la esquizotipia como uno de los factores precursores del trastorno psicótico. Aunque no tienen porque darse síntomas positivos de la esquizofrenia como alucinaciones y delirios, sí que suele existir cierto nivel de trastorno del pensamiento y la percepción que dificulta bastante el ajuste social.

La personalidad esquizo-paranoide

Existen otro tipo de personalidad que suele confundirse con el que ocupa este artículo, son los rasgos paranoides de personalidad.

La razón por la que suele confundirse es porque guardan algunas cosas en común. Según Klein existen tres núcleo principales de personalidad:

Núcleo esquizoparanoide:

Se coloca lo bueno dentro y lo malo fuera. En el exterior está también el peligro y en lo interno, la seguridad y el control.

Núcleo melancólico

Justo al revés. Lo bueno fuera y lo malo dentro. Sería el caso de la dependencia emocional.

Núcleo confusional

Existe una confusión constante entre lo de dentro y lo de fuera. No se puede confiar ni se encuentra seguridad de ninguna de las dos formas. Es lo que ocurre en el trastorno límite de la personalidad.

Personalidad esquizoide

En mi experiencia trabajando con trastornos de la personalidad esquizoide, lo que he detectado es que la emoción de la vergüenza se encuentra muy presente.

Suelen ser personas que han aprendido desde pequeñitos a controlar su imagen y comportamiento en exceso, muchas veces como respuesta a unos padres invalidantes a nivel emocional.

Esta invalidación emocional por parte de los padres a menudo ocurre sin intención de hacerlo. Suelen ser padres que no soportan el mal estar, y entran en angustia cuando ven a su hijo o hija que tiene algún problema o necesidad no esperado. El infante se contagia de esta angustia e incorpora que hace daño o que molesta con lo que siente.

“La persona asume que no puede contar con los demás para sentir satisfacción o pedir lo que necesita. Razón por la que renuncia al vínculo,”

— Alejandro Vera

Otra vertiente, ocurre cuando tenemos un padre o una madre muy invasivos. Este tipo de crianza impide crecer e impide el desarrollo de una propia identidad. En estos casos, la persona desarrolla una sensibilidad extrema a que invadan su espacio personal.

Trastorno esquizoide: características

Las características de la persona con rasgos de este tipo pueden variar en función del grado de presencia del rasgo de personalidad. En psicología clínica, hablamos de síntomas cuando nos referimos al trastorno de personalidad:

Como cualquier caso de personalidad, los síntomas actúan en forma de gradiente. La mayoría de los síntomas o indicadores van a girar entorno a la inhibición emocional. En los casos más graves hay una pérdida total o casi, de la emocionalidad, con síntomas acusados de anhedonia, pérdida de interés por el sexualidad, incapacidad para desarrollar lazos afectivos, étc.

Trastorno personalidad esquizoide test

Actualizo este post porque tras haberlo leído, muchas personas me han contactado pidiéndome un test del trastorno esquizoide de la personalidad.

Existen tests de personalidad que sirve para validar el criterio diagnóstico del profesional. Pero como ya podrás intuir, al final lo que más peso tiene es la valoración del psicólogo clínico. Tratar de autodiagnosticarnos en salud mental, sería un error tan grave como hacerlo con cualquier otra afectación a la salud física.

Piensa que no es tan sencillo como pasar un test, hay que saber interpretarlo. Y menos recomendable sería aún, ponernos a hacer test por internet que a saber quién ha hecho ni que sabe realmente sobre el tema.

A continuación te dejo 5 preguntas que te pueden servir como screening. Es decir, este test no sirve para certificar un diagnóstico, ya que este siempre debe ser llevado a cabo por un profesional.

Si en las siguientes preguntas obtienes un puntuación por encima de 10, es recomendable solicitar ayuda psicológica:

0 votos, 0 promedio
334

1 / 5

Normalmente no tengo emociones muy intensas, ni buenas ni malas

2 / 5

Apenas tengo relaciones sociales y tampoco estoy demasiado interesado en ellas

3 / 5

No suelo sentir placer por muchas cosas

4 / 5

Cuando estoy con otras personas me evado mentalmente y me desconecto del entorno

5 / 5

Siento mucha angustia en situaciones donde tengo que tener intimidad con otra persona

Tu puntación es

¿Cómo ama un esquizoide?

pareja apego evitativo

Como comentaba anteriormente, si el trastorno de la personalidad cursa de forma grave, es posible que la persona no tenga ningún interés en establecer relaciones sociales y afectivas.

Esto que a priori puede parecer un síntoma mucho más gravoso no tiene porque suponer un problema si la persona lo vive con tranquilidad y se permite vivir así.

Sin embargo, cuando el trastorno no es tan grave, a veces la persona sufre más. La razón de esto es que una parte de sí quiere vincularse, pero otra no se lo permite.

A la persona esquizo le cuesta cuidar los vínculos, le cuesta creerse y confiar en las relaciones, no suele expresa lo que quiere y desea…La personalidad esquizoide no llega a depender o abandonar su independencia, se relaciona dentro de una distancia de seguridad. Sin embargo, una parte de sí quisiera entregarse.

Su tolerancia a la intimidad es limitada, y si siente que se va uniendo o fusionando parcialmente, siente perderse así mismo/a.

El enamoramiento

También se enamoran, la cuestión es que quizás no vivan el amor o las relaciones de pareja como muchas otras personas. Recuerdo el caso de un paciente que tenía un vínculo súper profundo con alguien que conoció por internet. Hasta donde yo sé, nunca llegaron a conocerse en persona, sin embargo se ofrecían un apoyo incondicional.

¿Quién manda sobre como debemos vivir el amor? Quiero contarte una parábola muy bonita, se llama el dilema del erizo:

El dilema del erizo

En 1851 Arthur Shopenhauer escribió la parábola del dilema del erizo. En ella narra el conflicto que tienen los erizos a la hora de poder relacionarse:

Por un lado los erizos desean el contacto con sus semejantes, necesitan el cariño y la cercanía. Pero por otro, si se acercan demasiado resultan heridos con las púas de su congénere..

De forma que, para poder convivir en relación, necesitan encontrar a otro erizo que les permita mantener la distancia adecuada para poder ir reduciendo el espacio entre ellos sin llegar a que sus púas les hieran.

Personajes famosos

El personaje Gregory house de la serie House, podría ser un ejemplo de trastorno esquizoide. Si la has visto, puedes observar la dificultad que tiene House para vincularse con los demás y establecer vínculos donde muestra su vulnerabilidad.

Él prefiere la soledad. Sin embargo, ahí tampoco se encuentra del todo cómodo. Su mejor amigo Wilson, le acepta tal y como es, y por esta razón él, en vez de esconderse y aislarse suele acudir a su encuentro. El significado del termino implica, en gran parte, una dificultad para entregarse a los demás sin resistencias.

 ¿Es el personaje de Batman esquizoide?

He leído en más de una ocasión que el personaje de batman está construido entorno a una personalidad como la descrita anteriormente, pero yo no estoy de acuerdo, al menos no del todo, y voy a explicarte el porqué:

Es cierto que Batman o Bruce Wayne, encarna el personaje de una persona aislada de la sociedad y que evita las relaciones afectivas. Sin embargo, sería un caso de construcción de una identididad entorno al desligamiento afectivo.

Dicho en otras palabras: “poder prescindir de los demás, me hace sentir especial”. En este caso, la estructura de la personalidad principal sería la narcisista.

¿Y si lo soy?

Quizás, después de leer este artículo, te hayan entrado dudas sobre si tienes un trastorno de este tipo. No te preocupes, la mayoría de los psicólogos hemos creído tener medio manual diagnóstico mientras estudiábamos.

Es normal que te veas reflejado/a en algunas cosas, porque como decía antes, es un rasgo de la personalidad. Poseerlo en cierto grado no significa tener el trastorno.

De manera qué, si sigues con el run run y te preguntas cómo saber si soy esquizoide, yo lo que te recomendaría es acudir a un profesional cualificado y tratarlo con él. Sin embargo, yo creo que la etiqueta diagnóstica no es lo más importante. No hay problema con ser de una manera u otra, la cuestión es si estamos sufriendo.

Y si lo tienes, porque lo sabes o te lo han confirmado, lo que tengo que decirte es que lo único que te pasa es que has aprendido a vivir a tu manera. Y que ahora, lo peor que puedes hacer es obligarte a ser distinto de como eres. Sé tu mismo, con tus deseos y tu forma de querer, que no tiene porque ser mala aunque sea diferente.

Trastorno de la personalidad y tratamiento

En la actualidad el trastorno de la personalidad tiene tratamiento psicológico. Sin embargo, como te vengo diciendo a lo largo del artículo, el objetivo terapéutico no es erradicar la personalidad, pero sí, flexibilizarla.

Cuando recibimos en consulta a un paciente con depresión, el objetivo de los profesionales es que esa persona deje de tener depresión. Sin embargo, en este caso, el objetivo nunca debe ser que la persona cambien quién es.

El tratamiento está dirigido al sufrimiento, no a cuestionar cómo somos.

Referencias bibliográficas:

Bernstein, D. P. (1995). Trastornos paranoide, esquizoide y esquizotípico de la personalidad: el» grupo extraño» del DSM-IV. In Manual de psicopatología y trastornos psiquiátricos (pp. 35-62). Siglo XXI de España.

Martín, A. R. Trastorno Esquizoide de la Personalidad: Síntomas, Causas.