Grafología: ¿Qué dice sobre tu personalidad tu letra?
grafologia y personalidad

Grafología: ¿Qué dice sobre tu personalidad tu letra?

La grafología pretende conocer aspectos sobre la personalidad, por medio de características de la escritura manuscrita. Tales como la orientación, la presión, el tamaño, la forma de los trazos y más. Descubre rasgos sobre ti mismo y los demás, analizando la escritura.

La personalidad según la grafología

Para entender la grafología, se puede comparar con armar un puzle. Si tomas una sola pieza del rompecabezas, probablemente no sepas qué representa, dónde va o a qué sección hace parte. Pero, si unes esa pieza con otras más es posible que reconozcas qué figura forman o a dónde pertenecen.

Esto quiere decir que, conforme se van conectando la piezas es mucho más fácil entender el asunto, que se va ajustando a la realidad.

¿Cómo revelar la personalidad?

Las diferentes formas de escribir representan las diversas personalidades que existen. Tu escritura puede evidenciar tus rasgos de personalidad. Cuando se necesita analizar un escrito, los especialistas se suelen fijar en factores como:

  • Tamaño de la letra

Cuando la letra es pequeña se asume que la persona es introvertida, tímida, concentrada, estudiosa y meticulosa. Si es mediana, es alguien que no tiene problemas para adaptarse a las circunstancias.

Y como es de esperarse, los que tienen la letra grande son sociables y disfrutan de rodearse de personas que le den atención. También puede ser alguien que tiene mucha seguridad, y por lo tanto aparenta ser valiente.

  • Espacio entre las letras

Se dice que cuando el espacio entre las letras es angosto, la persona odia estar solo y tiene a rodearse de gente, incluso hasta el punto de ser intrusivo. Por otro lado, cuando es amplio, se trata de alguien que no le gusta sentirse rodeado por mucha gente, pues aprecia su libertad.

Esto sólo es el comienzo

Si te gusta la psicología, comprender mejor las relaciones personales y darle un poquito al coco, te animo a que te unas a la newsletter más sincera y personal. Recibirás en tu mail, aprendizajes que obtengo en mi día a día trabajando con otras personas. Prometo no ser muy pesado 🙂

Mediante la subscripción al boletín declaro haber leído y aceptado la política de privacidad.

  • Inclinación de las letras

Que las letras estén derechas representan a alguien que no se deja dominar por las emociones, es fiel a la razón y a la lógica.

Cuando hay inclinación, puede ser hacia la derecha o la izquierda. Hacia la derecha indica que la persona está dispuesta a nuevas experiencias y es feliz conociendo gente y nuevos lugares. Hacia la izquierda es una persona que es un poco más cerrada con la gente. Si es diestro y la letra se inclina hacia la derecha, indica una persona rebelde.

  • Curva de las letras

Se puede observar la curva en diferentes letras, pero en este caso nos centraremos en las letras “l” y “e”.

Para la letra “l”, cuando la curva es estrecha, puede ser una persona que se restringe a si mismo, lo que podría causarle sentimientos de tensión. Si es una curva amplia, puede ser alguien espontaneo y relajado, y se le es más fácil expresar las emociones.

Para la letra “e”, si la curva es estrecha es una persona escéptica, por lo tanto, no se deja llevar por las emociones de los demás. En cambio, para una curva amplia se supone alguien que es de mente abierta.

  • Presión

Los trazos ligeros indican una personalidad empática y sensible. Y los trazos fuertes son de personas comprometidas que toman las cosas en serio. O también puede tratarse de alguien que vive en constante tensión y reacciona de forma rápida a las críticas.

  • La cruz de la “t”

Al escribir la letra “t” se observa la posición del trazo horizontal, este puede estar ubicado justo en el medio o muy arriba. Cuando está centrado es una persona que se siente bien consigo mismo, tiene mucha seguridad. Cuando está muy arriba es una persona optimista, ambiciosa y con muy buena autoestima.

La letra puede ser alargada o corta. Una cruz larga significa que es alguien entusiasta y determinado; pero puede tender a ser terco y aferrarse mucho a las cosas. Una cruz corta hace alusión a personas perezosas y con poca determinación.

  • Forma

Si la escritura son letras redondas, representa a una persona artística y creativa. Si por el contrario son puntiagudas, es una persona intensa, agresiva, curiosa e inteligente. Y si son letras conectadas entre sí, es una persona sistemática, que toma decisiones con cuidado y guiada por la lógica.

  • Puntos sobre las íes

En este caso se puede observar la forma y posición del punto con respecto a la i. Si está alto puede significar una amplia imaginación; y si está justo encima de la “I” significa que la persona es organizada, se fija en los detalles y es empático en todo lo que hace.

Cuando el punto está hacia la izquierda, indica que es alguien que tiene a procrastinar. Si sobre la “i” traza una raya, se trata de alguien que tiene poca paciencia, no aprende de sus errores y que se trata duro a si mismo.

Cuando el punto es un círculo abierto, es una persona visionaria; pero con toques infantiles.

Esto sólo es el comienzo

guia dependencia emocional

Mediante la subscripción al boletín declaro haber leído y aceptado la política de privacidad.

¿Cómo eres según tu firma?

La firma es el sello personal, está estrechamente ligada a la personalidad ya que es de elección propia, y es la encargada de representar a la persona. Por lo que la percepción que se tenga de si mismo, se verá reflejada en la firma.

Hay quienes solo utilizan su nombre y apellidos, y quienes acompañan esto de garabatos y trazos adicionales. Estos do aspectos se evalúan para un mejor análisis. A continuación, las características que más resaltan:

  • Presencia del nombre

El nombre propio es la representación del mundo íntimo, personal e individual, y el apellido corresponde a la familia. Por tal razón, según lo que predomine en la firma, se puede afirmar qué tiene más importancia para la persona.

Si en la firma tiene más presencia el apellido, quiere decir que el entorno y la familia tienen mucho más peso, y esconde a la persona. En cambio, si solo aparece el nombre, se podría afirmar que es una persona independiente, y que no le es tan relevante ser representada por su familia.

  • Mayúsculas

Las mayúsculas regulares miden el doble de las letras normales, y las mayúsculas muy grandes miden tres veces las normales. Entre más grandes sean las letras, más autovaloración tiene la persona.

Es decir que, las mayúsculas muy grandes indican una autoestima equilibrada y una autovaloración real. Y las letras pequeñas y minúsculas representan valoración por el prójimo y humildad.

  • Con punto final

Aunque el uso del punto final al terminar una oración es una norma gramatical, no se suele cumplir con rigurosidad. De manera que, resalta cuando se implementa en la firma. Si esta tiene punto final, puede pertenecer a una persona perfeccionista y prudente.

El estudio grafológico indica que esta persona disfruta de proponerse grandes retos, y utiliza todas sus fuerzas para poder lograrlos.

  • Legibilidad

Si la firma es muy complicada de leer y entender, representa rasgos de confusión en su dueño. Esta persona podría contar con baja autoestima y angustia, dependiendo de qué tan enredada esté la firma. Si los nombres o apellidos están tachados, podría ser símbolo de insatisfacción.

Grafología y sus aplicaciones

La grafología tiene muchas áreas de acción, y actualmente la más solicitada es en el análisis forense de documentos. Por medio de la escritura se puede conocer la veracidad de la firma, si el testamentos ha sido escrito a puño y letra por su dueño, si los documentos han sido alterados, el autor de una carta y demás.

Otras áreas de acción son la social o empresarial, que consiste en buscar al mejor candidato basándose en una grafoselección. Se tienen en cuenta las habilidades que debería tener el ocupante del cargo, y las que refleja la escritura del postulado.

La grafología infantil es muy aplicada, y trata de observar los dibujos y colores que utiliza el niño para expresarse. Ya que esta es una forma en que los niños se expresan con mayor facilidad.

También sirve como un detector de mentiras, pues es posible distinguir las emociones en la escritura. Debido a que no se escriben mentiras de la misma forma en que se escribe la verdad.

Asimismo, puede aplicarse en el estudio de la personalidad, la reeducación gráfica, en el diagnóstico de enfermedades, en la historia y en a compatibilidades de caracteres.

¿Qué tan confiable es la prueba de grafología?

La confiabilidad del análisis grafológico depende de dos factores principalmente: el sistema grafológico y los materiales y metodología de trabajo que utiliza el grafólogo para efectuar sus estudios.

Para que un análisis grafológico esté bien efectuado, se utiliza el análisis grafotécnico y grafonómico de la firma, los 8 aspectos gráficos y la rúbrica. Luego se estudian las letras claves como la “a”, “s”, “d”, y más. Aunque todas las letras aportan estás son las que representan características más marcadas.

Sin embargo, las conclusiones a las que llega un grafólogo no son mejores que las determinadas por un psicólogo. Por lo que, dependiendo de la seriedad del asunto, podrías necesitar distintos enfoques.