ghosting

Ghosting: Qué es y que hacer cuando te lo hacen

Seguro que en más de una ocasión has oído hablar del efecto ghosting. Es más, si estas leyendo esto es posible que sospeches que puedes estar siendo o que has sido víctima del mismo.

En este artículo vamos a conocer qué es el ghosting y lo qué es aún más importante, que hacer cuando te lo hacen.

¿Que es el Ghosting?

No hay mucho que explicar sobre qué es el ghosting, seguramente ya tengas una idea de su significado. Hacer ghosting es una conducta que ha existido siempre, pero que se ha vuelto mas habitual debido a las redes sociales.

O mejor dicho, debido a que ahora ligamos a través de ella.

El ghosting consiste en desaparecer y dejar de contestar a los mensajes de la otra persona sin previo aviso. A quién se lo hacen, suele quedarse con una mezcla de sentimientos que varían entre la impotencia, la duda y la tristeza.

Razones para hacer ghosting: ¿Es sólo cosa de ellos?

Las razones que llevan a una persona a hacer ghosting es una de las preguntas que más nos hacemos cuando lo sufrimos. Sin embargo, ¿hay realmente una explicación definitiva para ello?

Cómo veremos más adelante, hacerse constantemente esta pregunta en bucle es parte de la razón por la que conseguimos superar un capítulo donde nos han hecho ghosting.

 

test dependencia emocional articulo

¿Sólo los hombres hacen Ghosting?

Lo cierto es que no, y es que el ghosting no entiende de raza o sexos. Hombres y mujeres lo practicamos, sin embargo, si hablas con tus amigos y con tus amigas, seguramente tengas la sensación subjetiva de que a menudo las mujeres son con más frecuencia víctimas del mismo.

Bajo mi punto de vista, ambos sexos tendemos a llevar a cabo esta conducta. No obstante, hay una situación tipo que podría servirnos para explicar porque los hombres tienden más a hacer ghosting.

De forma general, el hombre puede utilizar con más frecuencia las redes sociales cómo tinder, con el objetivo de mantener relaciones sexuales. Esto no quiere decir que la mujer no esté interesada en el sexo, simplemente, que el hombre muestra inclinación mayor hacia las relaciones sexuales esporádicas.

Esto que a priori no debería ser un problema, se convierte en ello cuando la estrategia para lograrlas se nutre de la mentira.

El hombre sigue pensando que para poder tener relaciones sexuales debe ocultar sus verdaderas intenciones. De este modo, una vez que obtiene lo que buscaba, huye avergonzado antes de reconocer la verdad.

Esta no es la única situación o motivo por el que puede darse el ghosting. En muchas ocasiones este sucede incluso sin haber llegado a quedar en persona.

Sin embargo, sí que explica un patrón de comportamiento por géneros, donde aún presuponemos que ser hombre y querer tener relaciones sexuales es algo que debemos ocultar.

Y por el otro lado, que ser mujer significa que para poder tener sexo con alguien, primero es necesario tener una relación afectiva.

Esto sólo es el comienzo

guia dependencia emocional

Mediante la subscripción al boletín declaro haber leído y aceptado la política de privacidad.

¿Por qué la gente hace Ghosting en Tinder?

Llámalo Tinder, o cualquier otra aplicación o chat para ligar. Si has usado en alguna ocasión alguna app de este tipo, seguramente en algún momento te hayan retirado la palabra sin previo aviso.

Las razones pueden ser múltiples: esa persona se ha cansado de la app, ha perdido el interés, ha conocido a otra persona… o incluso ya tenía pareja.

No obstante, para mí el efecto ghosting se debe a otro muy conocido llamado ojos que no ven, corazón que no siente.

Muy probablemente, si la misma relación se diese en persona y pudiéramos ver el mal que le ocasionamos a alguien dejándole en “vacío”, seguramente, no lo haríamos (bueno, hay de todo, pero hablo de la mayoría de personas).

Cuando nos separa una pantalla, prima el egoísmo intrínseco a las personas y nos olvidamos de que al otro lado hay que siente y padece. Ese egoísmo no es malo, pero la falta de empatía hace daño. Por eso, cuando entonamos el “sálvese quién pueda”, podemos estar llevándonos a alguien por delante.

¿Es normal dejar de hablar sin previo aviso?

Ni sí, ni no. Es un acto de cobardía, donde se evita una situación incómoda o se trata de reconocer la realidad. En muchas ocasiones también ocurre cómo una respuesta de miedo al compromiso.

La persona que tiene este miedo, decide poner tierra de por medio ante el agobio que le supone una posible relación de pareja y de esta manera, romper el vínculo de forma abrupta.

El miedo al conflicto

Aún así, el motivo más habitual para hacer ghosting es el miedo al conflicto. Decir las cosas como son y reconocer la verdad no es siempre sencillo. Ante este escenario, muchas personas optan por simplemente hacer como que no ha pasado nada.

En ese sentido, internet lo pone fácil.

No obstante, el ghosting también puede suceder dentro de una relación de pareja. De hecho, es una de las actitudes más frecuentes que conforman una relación tóxica. En estos casos, lo que suele hacerse es castigar con el silencio.

¿Qué hacer cuando te hacen Ghosting?

Seguramente todo esto que has leído a lo largo del post no te haya descubierto nada demasiado nuevo. Para mí, la parte más importante del artículo es esta: ¿que hacer cuando te hacen ghosting?

Todo este tema del ghosting nos puede generar cierta gracia y pensar “qué tampoco es para tanto”. Sin embargo, a la mayoría de personas nos dolería y para muchas otras, puede llegar a ser un verdadero quebradero de cabeza.

Esto se debe a que puede afectar a nuestro autoestima. Las personas que tienen lo que en psicología entendemos cómo un apego ansioso, tienden a definir quiénes son, o mejor dicho, su valor personal, en función del grado de aceptación que reciben de las demás personas.

Esta falta de seguridad en uno mismo, puede provocar que al ser víctimas de ghosting comencemos a cuestionarnos y a cuestionar lo que hemos hecho: “será culpa mía..”

Esta es la razón por la que tendemos a buscar compulsivamente razones y motivos que justifiquen el ghosting. En realidad, lo más seguro es que no la persona en cuestión no es tan importante, lo que queremos es restaurar el bienestar en nuestro interior.

Nuestra mente funciona de la manera en qué cree que si algo lo entiende, el mal estar se acaba. Por este motivo, le damos vueltas y vueltas al que habrá pasado. Nos falta ese cacho de la película para poder cerrar la experiencia.

Sin embargo, esto lo que hace que precisamente no pasemos página. Nos ponemos el tema delante una y otra vez. En el fondo, la respuesta que tratamos de encontrar es que “no somos poco atractivos”, “no somos poco interesantes”, “no hemos hecho algo mal” u otro.

Lo paradójico, es para poner a prueba esas hipótesis, generamos pensamientos que confirmen dichas creencias.

La razón por la que nos han hecho ghosting, puede que no la sepamos nunca o que incluso ya la sepamos, pero no nos quedemos tranquilo por los aspectos que te comento.

Se trata de soportar la incertidumbre y dejar de buscar millones y millones de posibles alternativas. Debemos asumir que hay una parte de la vida que no podemos controlar y qué efectivamente el dicho “no eres tú, soy yo”, es bastante cierto.